Diciembre es un mes atípico en el que las personas tienden a gastar más de lo normal, así que existen varios aspectos para tener en cuenta para que este mes no tenga un impacto fuerte en la billetera, además, lo importante también será no tener guayabo moral y todas las tarjetas copadas en Enero. A continuación, algunas recomendaciones ideales para arrancar el 2017 con una buena cara y las cuentas claras:

  1. Haber creado un fondo de anualidades:

Esta es la mejor opción para tener libre el bono, la prima legal, extralegal que dan las empresas o si no se tienen estos beneficios, no incurrir a gastos de tarjeta de crédito para cubrir estos gastos de Diciembre.

Crear un fondo de anualidades es haber ahorrado mensualmente una cantidad que cubra los gastos anuales tales como: impuestos, seguros de vehículo, compras de regalos de Diciembre, viajes, entre otros.

¿Cómo se calcula? Se suman todos los gastos por concepto de anualidades y este total se divide en 12, esto da la cantidad a ahorrar cada mes, este valor se consigna de manera mensual, bien sea a una cuenta diferente a la que se maneja para gastos (en aras de que no se revuelva con los gastos mensuales), en una fiducia donde se autorice el descuento mensual en donde no se vería esta plata entrar a la cuenta, generando una cultura de ahorro mejor dado que la persona ya ni siquiera cuenta con este valor, o pidiendo al fondo de empleados que haga un descuento mensual de nómina.

  1. Solicitar el valor ahorrado en el fondo de empleados o sacar esa plata ahorrada que se tenía para otro fin.

Si ya no se realizó este fondo en el transcurso del año, pero si se tiene un valor ahorrado en el fondo de empleados, es mejor solicitar el valor que se piensa gastar a utilizar el famoso “tarjetazo” ya que el precio de éste puede estar muy cercano a la tasa de usura que se encuentra en el 32,01% E.A.

Si no se tiene dinero ahorrado en el fondo de empleados pero si se tiene un valor ahorrado que de pronto estaba destinado a otro objetivo, es preferible tomar esa plata ahorrada teniendo en cuenta nuevamente, que la tasa de usura es muy alta comparada con lo poco que podría rentar un ahorro en una cuenta de ahorros donde el promedio de rentabilidad, según la superintendencia financiera es del 1.5% E.A.

  1. Sacar de la prima para cubrir estos gastos anuales

Esto es lo más común, sacar de la prima o bono para cubrir los gastos anuales es preferible a endeudarse teniendo un bono; sin embargo, lo más recomendado es haber creado un fondo de anualidades, así la prima o bono quedan libres para el desarrollo de otros sueños que se tengan de corto, mediano o largo plazo.

 

  1. Si no se tiene un valor ahorrado, y no se tiene bono o prima, es mejor medirse en gastos

Parte de las decisiones inteligentes financieramente hablando, es el saber decir NO, muchas veces nos pueden más las ganas de realizar compras de regalos de Diciembre, buscando quedar como los mejores padres, tíos, novios, amigos, entre otros, sin embargo, es importante tener en cuenta que, en Diciembre, las cosas que vayamos a comprar van a subir de precios, los viajes que se vayan a realizar, estarán por encima del valor normal dado que es temporada alta.

Así las cosas, si realmente no se tiene ese dinero, es mejor ser conscientes de ello y realizar un ajuste en esos gastos que si se realizan, con el paso del tiempo, generaran una bola de nieve que crece sin medida en el uso de las tarjetas de crédito. Por lo cual, es mejor decir NO y tener tranquilidad en Enero del 2017 para arrancar el año con la mejor actitud.