“La salud es lo mas importante” es el comentario generalizado que se escucha cada vez que se toca el tema de la salud personal. Sin embargo, existen muchas personas que desconocen el impacto que esta puede tener sobre sus finanzas personales si no cuentan con las coberturas necesarias para solventar cualquier evento que ocurra y que los afecten de forma directa.

El riesgo de salud responde a la posibilidad de que una persona contraiga una enfermedad y no tenga la cobertura necesaria a nivel de seguros para poder atenderse integralmente. En Colombia se cuenta con las Entidades Promotoras de Salud y los servicios de medicina prepagada como opciones de cobertura. Es recomendable tener claridad sobre los alcances y las limitaciones de los servicios adquiridos en el seguro, ya que en caso de sufrir una enfermedad grave, el impacto puede ser muy alto y va a ir directamente al bolsillo del afectado.

Por ello se recomienda evaluar hasta qué punto se está cubierto con los servicios obligatorios de salud ofrecidos por las EPS, así como los cobijados por los planes de medicina prepagada, así como identificar el seguro idóneo que permita cubrir temas de mayor impacto, como traslados a las distintas clínicas del país, o intervenciones quirúrgicas en el extranjero, entre otros.